¿Por qué el papel es clave en el diseño de etiquetas de vino?

A nivel comercial, el diseño de la etiqueta que acompaña a la botella de vino tiene un papel crucial. Si en este artículo ya comentamos cómo el packaging y el diseño pueden influir positivamente en la decisión de compra de un consumidor, ahora, es el momento de analizar qué es lo que convierte a las etiquetas en una de las partes clave de la anatomía de una botella.

Y, para eso, no podemos pasar por alto un elemento básico: el papel.

Por eso, en este artículo vamos a hablar sobre el papel para etiquetas de vino y cómo influye en la percepción de los consumidores a la hora de comprar una botella.

El diseño de etiquetas de vino como elemento diferenciador

Al igual que ocurre en otras disciplinas, como por ejemplo el diseño web, el diseño de etiquetas para el sector vitivinícola está sujeto a tendencias artísticas y, también, a la lucha comercial entre las bodegas.

De hecho, es algo que podemos apreciar de forma muy clara si comparamos vinos de diferentes épocas, puesto que los diseños tienen nada o poco que ver unos con otros.

Tradicionalmente, el diseño de botellas de vino y todo el packing que lo rodea ha estado, hasta hace bien poco, muy encorsetado, con un estilo clásico.

Pero la proliferación de nuevas bodegas ha hecho que las productoras de vino hayan tenido que buscar nuevas vías para destacar, no solo entre los consumidores habituales, sino también a la hora de buscar nuevos públicos.

Es aquí donde el diseño se ha hecho un hueco, jugando un papel crucial como elemento que hace que una bodega o vino destaque sobre su competencia.

El papel como soporte de calidad para el diseño de la etiqueta

El papel, como soporte donde se va a plasmar un diseño, es un elemento crucial que definirá por completo el propio diseño y cómo se presenta la botella de vino.

Así, la elección de este material puede cambiar la percepción que el comprador tiene sobre la calidad del vino, convirtiendo un vino premium en un vino low cost, y viceversa.

Y todo tan solo por cómo presentamos la botella y qué diseño y papel elegimos.

Por otro lado, tienes que tener en cuenta que el sector del papel es tan amplio y extenso que es muy complicado hacer un listado cerrado sobre qué tipos de papel son los más apropiados o utilizados para imprimir etiquetas de vino.

Las marcas tienen cientos de referencias en sus catálogos y la elección del tipo de papel se hace en base a distintas variables. Y sí, la económica tiene bastante que decir.

Antes de tan siquiera elaborar un diseño para la etiqueta y elegir un papel, es necesario conocer perfectamente qué quiere transmitir la bodega con ese vino, cuál es su historia, qué queremos conseguir o cuál es nuestro público; son preguntas que se deben tener muy claras antes de abordar el proyecto creativo. Estas cuestiones definirán de forma muy marcada el diseño y, también, el tipo de papel que escogeremos para imprimir las etiquetas.

Como ya habrás advertido, la decisión sobre qué tipo de papel utilizar no solo se toma en base a las características físicas del propio papel, sino que lo emocional y subjetivo es incluso más importante.

Color del papel

El color del papel que elijamos para nuestra etiqueta dependerá del propio diseño y de la sensación que se quiera transmitir.

Los colores transmiten emociones y tienen una incidencia directa en cómo percibimos la realidad. Por lo tanto, la elección de la tonalidad será una decisión muy importante.

Textura y carteo

Existen infinidad de texturas y dependiendo del diseño de la etiqueta, nos decantaremos por unas u otras. Así, podemos encontrar por ejemplo:

  • Papel estucado o cuché: tiene un acabado liso y suave y es uno de los más utilizados.
  • Papel no estucado: tiene un acabado más rugoso y poroso que el cuché, y se le puede dar distintos acabados. El papel no estucado más conocido es el offset.
  • Papel verjurado: es un tipo de papel en el que se pueden apreciar unas rayas o marcas transversales de grosor variable, dependiendo del molde que se utilice para la creación del papel.

Si hablamos de textura y cómo el tacto del papel puede influir en el diseño de la etiqueta de vino, tenemos que hablar de una característica muy importante del papel: el carteo, que es la percepción del sonido y el tacto del papel al manipularlo.

Cuando se están valorando distintas opciones de papel, “el carteo”, será la característica que nos transmitirá unas sensaciones u otras dependiendo del tipo de material que elijamos.

Espesor y gramaje

Estas características son imprescindibles a la hora de decantarnos por un papel u otro. El espesor es la medida del grueso del papel, mientras que el gramaje es el peso medido en gramos por metro cuadrado.

Para elegir el espesor y gramaje tendremos que tener en cuenta el tipo de papel, la técnica de impresión y, por supuesto, el precio.

Resistencia y vida útil

A la hora de imprimir etiquetas de vino, la resistencia y vida útil del papel son muy importantes.

Hay que tener en cuenta, por ejemplo, que los vinos blancos estarán refrigerados y van a ser introducidos en cubiteras, por lo que las etiquetas deberán resistir estas condiciones.

En cambio, las etiquetas para botellas de vino tinto, de base, no necesitarán ser resistentes al agua, ya que el tinto no necesita estar refrigerado en una cubitera con hielo.

Empresas de papel y adhesivos conocidas

El mundo de la producción de papel, embalajes y pegatinas es muy diverso. Cada compañía ofrece cientos de referencias entre las que elegir el material que mejor se puede adaptar a tu trabajo, por lo que siempre es conveniente hablar con los representantes de las casas porque serán los que mejor nos puedan aconsejar. ¡Hay tanta cantidad de papeles que puede llegar a abrumar!

Algunas de las empresas de papel y adhesivos más conocidas con las que solemos trabajar en Microbio son:

  • Fedrigoni: fundada en 1888, es uno de los grandes fabricantes de papel en Europa. Cuenta con más de 3.000 referencias catalogadas con una capacidad productiva de 500.000 toneladas de papel.
  • Torraspapel Distribución: es una de las empresas líderes en España y Portugal de fabricación y distribución de papel.
  • Antalis: esta compañía es otra de las más potentes de Europa.
  • Avery Dennison: esta empresa se dedica en exclusiva a la fabricación de etiquetas.

Como ves, la calidad del papel es crucial a la hora de plasmar el diseño en las etiquetas de vino.

Se debe tener en cuenta que cuando el consumidor va a comprar vino no solo se va a fijar en la calidad del caldo o las notas de cata; la forma de presentar el producto es un elemento fundamental.

Aquí es donde entra en juego el diseño y el tipo de papel que se elige para la etiqueta de la botella. Así que, ¡asegúrate de que tu vino se presenta de la manera adecuada!

Comparte este artículo

Facebook Twitter Linkedin WhatsApp E-mail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *